Artículos vintage

Comedor estilo vintage combinado con la decoración minimalista

EL ESTILO VINTAGE DECLARA LA GUERRA
A LA DECORACIÓN MINIMALISTA

¿Cómo?

Como lo lees. Es tanta la fuerza que está cogiendo el estilo vintage que el furor de la decoración minimalista  empieza a ensombrecerse.

Pero en toda guerra hay alianzas y eso es lo que está sucediendo, una alianza entre el minimalismo y el estilo vintage.

Nosotros somos unos enamorados del estilo vintage pero también nos encanta la decoración minimalista. Así que hemos decidido bautizar esta alianza como VINTAGLISMO.

Pero pensarás: “si son estilos totalmente diferentes”. ¡Exacto! Por eso combinan tan bien. Aunque coinciden en algunos detalles como más abajo veremos.

El minimalismo surgió como corriente artística en Estados Unidos, y se ha ido adaptando a la moda, a la literatura… hasta la decoración de casas y de espacios interiores, como habitaciones, cocinas, muebles y espacios exteriores, como jardines.

Es una corriente contemporánea que tiende a lo esencial, a lo simple, a dar protagonismo a la geometría de las formas. Tiende a la neutralidad y a cierta austeridad de ornamentos.

Por eso hay quien opina que una decoración minimalista le puede llegar a parecer elegante, pero monótona, sobria, algo neutra. Como que les falta algún detalle que rompa con tanta geometría perfecta.

Y para romper con esa neutralidad, con la monotonía de la geometría lineal y con esa aura perfeccionista que rodea al minimalismo, sin perder la elegancia que caracteriza a este estilo llega el estilo VINTAGLISMO.

Nacimiento del VINTAGLISMO

El estilo vintage se caracteriza por su geometría poco perfecta, por su frescura, color,  sus acabados generalmente más trabajados. Metafóricamente hablando podríamos decir que un objeto con un estilo vintage es la alegría de la fiesta.

Así  que desde aquí declaramos que es totalmente necesario que a la decoración minimalista se le aporte un toque de originalidad, contraste de luces, protagonismo, curvas, un toque de imperfección… de romanticismo. Como nosotros mismos, que se refleje nuestra personalidad imperfecta.

Es necesario que se practique más el VINTAGLISMO

Un comedor decorado al estilo puramente minimalista le falta un toque de personalidad. En la vida no somos tan perfectos, ni lineales, ni monótonamente sobrios (bueno lo de lineales y sobrios si puede haber alguna mínima excepción), ni tan elegantes siempre (algunos más que otros pensaréis). 

Resumiendo te da la sensación que todo es demasiado lineal y perfecto.

Si el minimalismo nació en la década de los años 60 y la tendencia vintage viene de los años 30’s, el concepto VINTAGLISMO nace en el siglo XXI, exactamente en Valencia (España).

Actualmente  es más común usar piezas y accesorios vintage y retro con otros estilos de decoración tales como  Shabby Chic,  el estilo ecléctico,  el Art Deco y el estilo rústico.

¿Pero por qué no usarlo para enriquecer al minimalismo? ¡Si queda perfecto! Y armónico.

Qué es el VINTAGLISMO

Es una corriente que nace de  fusionar lo que más nos aporta de ambos estilos y que vaya en concordancia a nuestra personalidad y al estilo de vida que queremos llevar. Hemos creado una tendencia ecléctica que va a influir de manera muy directa en tu bienestar.

Seguro has escuchado o leído de la psicología de los colores, pues aquí vamos a hablar de la psicolgía de la decoración.

 

Principios del VINTAGLISMO

Menos es más.

Estarás de acuerdo con nosotros que el desorden y la sobrecarga de nuestro espacio vital provocan una pesada carga psicológica. El desorden provoca estrés. Absorbe de tu energía diaria y ya tenemos suficiente con la energía que te absorben ciertas personas de tu alrededor y la tecnología que usamos a diario.

Amuebla tu casa con lo básico, recicla todo lo que no hayas utilizado en el último año, vacía de tus armarios esa colección de productos y complementos que no utilizas pero que llevan la etiqueta que tú mismo/a le has puesto “por si acaso”.

No es necesario, repito “no es precís” como dicen por aquí que llenes y rellenes todos los huecos de armarios y rincones de la casa con artículos o productos.

Una regla básica que impide que nuestra vida y nuestra vivienda se sobrecargue de cosas es: una entra, una sale. Por cada cosa que compres tienes que deshacerte de otra. Comprométete con este principio. 

Nos referimos a deshacerte pero reciclando, no la tires a la basura. Piensa que si la estás guardando porque posiblemente la puedas utilizar alguna vez, seguramente le hará papel a otra persona. Dónala o recíclala.

Nos quedamos con la frase del arquitecto y amante del minimalismo Graham Hill que dice: “tener menos, para vivir más”.

Simplifica tu espacio, tu energía te lo agradecerá.

Baño estilo vintage

Colores para tu equilibrio.

Blanco

Es el color por excelencia. Si te fijas el blanco no pasa de moda, al contrario, en la época vintage era muy utilizado, y ahora con la decoración minimalista también se utiliza bastante.

Es un color purificador, espiritual,  brinda sensación de limpieza y claridad. Es ideal para levantar el ánimo.

Una apuesta siempre acertada y válida para cualquier espacio que aspire a transmitir serenidad y tranquilidad.

Tiene la cualidad de añadir brillo a una habitación oscura con tan solo un haz de luz. Una de las características más interesantes del blanco es la forma en que modera la iluminación.

Y en cuanto a decoración sobra decir pero lo decimos igualmente que combina con cualquier tono. Bueno evita poner blanco sobre blanco, tampoco es preciso purificarse tanto. Igual cuando salgas a la calle te puedes sentir impactado con tanta variedad de colores.

Aguamarina

Este sería un fantástico candidato para romper con la monotonía del blanco. Ahora bien, matizamos, es un color fantástico para crear ambientes con personalidad si lo utilizamos de forma discreta.

Se puede usar con textiles, ya sean cojines o mantas o bien con un mueble de medidas considerables, siempre aporta alegría y vivacidad al espacio. Este toque al estilo vintage te va a dar un toque de originalidad.

Y como lo que nos importan son los beneficios que nos puede aportar este color en nuestro bienestar emocional, además del gran encanto que agrega en la decoración, este color nos recuerda al cielo y el mar y en la antigüedad era un color sagrado que se usaba como símbolo de protección.

Ya con esto seguramente estés diciendo “yo quiero sentir que estoy contemplando el mar y el cielo desde el sofá de mi casa”. Pero aún hay más y mejor. Tiene un efecto calmante tanto a nivel físico como psicológico. Es el color de la tranquilidad y la dependencia de afectos y ofrece beneficios a la hora de tratar el estrés mental, el cansancio y el agobio o la confusión.

O sea que este color junto con el blanco nos viene genial para los tiempos que corren, donde el estrés se ha convertido en el protagonista de nuestras vidas.

También se le atribuyen propiedades que refuerzan el sistema inmunológico y por lo tanto es ideal para el tratamiento de resfriados y gripes.

Así que ya sabes, ¿estás resfriado? Ve rápido a comprarte un cojín aguamarina y quédate observándolo largo y tendido.

Bromas aparte.

Reciclar

El vitaglismo aboga por el reciclaje. En este mundo donde el tema de exceso de  consumismo se nos ha ido de las manos en los países desarrollados y que tantos problemas está trayendo al medio ambiente, nos vamos a poner un poco eco’s.

 Muchos objetos pueden tener una segunda vida. Aprender a reparar cosas puede ser mucho más satisfactorio, gratificante -y barato que  sustituirlas. Si te gusta la decoración comprobarás que reciclar puede ser un arte muy creativo, además de una actividad para poder compartir con la familia, y no viene nada mal de vez en cuando trabajar tus habilidades e imaginación.

Beneficios del VINTAGLISMO

  • Ahorro.
  • Reducción del estrés.
  • Aumento de la tranquilidad y el confort.
  • Menor tiempo de dedicación en limpieza y organización.
  • Sentirte con más energía gracias a una organización simple.
  • Estimulación sensorial gracias a combinaciones de colores adecuadas que van a propiciar tu bienestar psicológico.

Podríamos seguir pero lo haremos en otra entrada para evitar extendernos más. Por supuesto puede encontrar en nuestra tienda productos con estilo vintage de calidad que van a cumplir de sobra con los principios y beneficios del VINTAGLISMO.

Qué ¿te unes a la práctica del VINTAGLISMO?